El ejercicio regular se relaciona con una mejor función pulmonar en fumadores.

Un nuevo estudio refuerza la evidencia epidemiológica del vínculo entre actividad física y salud respiratoria.

La actividad física vigorosa se asocia con una mejor función pulmonar entre las personas que fuman. Esta es la principal conclusión de un nuevo estudio publicado en la revista Thorax y liderado por un equipo del Instituto de Salud Global de Barcelona (ISGlobal), centro impulsado por la Fundación Bancaria ”la Caixa”.

La investigación se ha realizado a partir de la Encuesta de Salud Respiratoria de la Comunidad Europea (ECRHS), en la que colaboran 25 centros de investigación de 11 países europeos. Durante 10 años, se hizo un seguimiento de 3.912 personas adultas que contaban con 27-57 años al inicio del análisis. Los participantes fueron clasificados como activos si hacían actividad física con una frecuencia de dos o más veces a la semana y una duración de una hora a la semana o más.

<p>Los resultados subrayan la evidencia epidemiológica que respalda una asociación entre actividad física y salud respiratoria. / Tomas Wozniak on Unsplash (CC)</p>

Los resultados subrayan la evidencia epidemiológica que respalda una asociación entre actividad física y salud respiratoria. / Tomas Wozniak on Unsplash (CC).

Las asociaciones entre la actividad física y la función pulmonar solo se encontraron entre las personas fumadoras actuales, lo que sugiere la existencia de un mecanismo biológico relacionado con la inflamación. 

Elaine Fuertes, primera autora del artículo e investigadora de ISGlobal, explica que “este dato resalta la importancia de la actividad física específicamente entre los fumadores actuales, que son un grupo con mayor riesgo de tener una función pulmonar deficiente”.

Respaldar mensajes de salud pública

El trabajo, que forma parte del proyecto ALEC –financiado por el programa Horizon 2020 de la Unión Europea y coordinado por el Imperial College London–, también concluyó que los participantes que eran activos en el último reconocimiento del estudio, ya sea por volverse o permanecer activos durante el seguimiento, tenían una función pulmonar significativamente mayor que aquellos que estaban constantemente inactivos.

Según Fuertes, “una posible explicación para este resultado puede ser que la actividad física mejora la resistencia y la fuerza del músculo respiratorio a través de un efecto a corto o medio plazo que requiere un esfuerzo físico sostenido para mantenerlo”.

“Los resultados refuerzan la evidencia epidemiológica que respalda una asociación entre actividad física y salud respiratoria”, concluye Judith Garcia-Aymerich, coordinadora del estudio y jefa del programa de Enfermedades No Transmisibles y Medio Ambiente de ISGlobal. Esta evidencia debe usarse para “informar y respaldar mensajes de salud pública que promuevan el aumento y mantenimiento de la actividad física como una forma de preservar la salud respiratoria en adultos de mediana edad”.

Referencia bibliográfica:

Fuertes E, Carsin AE, Antó JM, Bono R, Corsico AG, Demoly P, Gislason T, Gullón JA, Janson C, Jarvis D, Heinrich J, Holm M, Leynaert B, Marcon A, Martinez-Moratalla J, Nowak D, Pascual Erquicia S, Probst-Hensch NM, Raherison C, Raza W, Gómez Real F, Russell M, SánchezRamos JL, Weyler J, Garcia Aymerich J. Leisure-time vigorous physical activity is associated with better lung function: the prospective ECRHS study. Thorax. 2018 Jan 6. pii: thoraxjnl-2017-210947


Q.S.D. N.S.D.

Contacto email: promociondelasalud.sepis@gmail.com

Antes de enviar una respuesta lea nuestro aviso legal.

31 de mayo de 2017, Día Mundial SIN Tabaco.

Una buena forma de ganarle la batalla al cáncer es dejar de fumar y ayudar a otras personas a que también lo hagan.

Imagen de la campaña del Día Mundial Sin Tabaco 2017: El tabaco es una amenaza para todos

El tabaco, una amenaza para el desarrollo

30 de mayo de 2017 — Con ocasión del Día Mundial Sin Tabaco 2017, la OMS recuerda la amenaza que representa este producto para el desarrollo de los países y hace un llamamiento a sus gobiernos para que apliquen medidas firmes de control del tabaco, como la prohibición de comercializarlo y publicitarlo, la promoción del empaquetado neutro de los productos que lo contienen, el aumento de los impuestos especiales y la prohibición de fumar en espacios públicos cerrados y lugares de trabajo.

Venzamos al tabaco en favor de la salud, la prosperidad, el medio ambiente y el desarrollo de los países

Folleto informativo: el tabaco es una amenaza para todos


Q.S.D. N.S.D.

Contacto email: promociondelasalud.sepis@gmail.com

Antes de enviar una respuesta lea nuestro aviso legal.

 

El tabaquismo pasivo diario en los bebés y niños aumenta un 70% el riesgo de padecer infecciones respiratorias.

La exposición diaria al tabaco de los bebés y los niños pequeños aumenta hasta un 70% el riesgo de infecciones respiratorias de repetición y sus complicaciones, como la otitis y los episodios de sibilancias, según expertos quienes alertan de la negativa repercusión del tabaquismo pasivo paterno y materno sobre la salud infantil.

EMPAQUETADO GENÉRICO DEL TABACO

Madrid, 17 de julio de 2015 (medicosypacientes.com/E.P.)

La exposición diaria de los bebés y los niños pequeños aumenta hasta un 70% el riesgo de infecciones respiratorias de repetición y sus complicaciones, como la otitis y los episodios de sibilancias, según explica la neumóloga infantil del Hospital Universitario Rey Juan Carlos, la doctora Elena Alonso Villán.

El centro sanitario ha puesto en marcha una campaña informativa alertando de la negativa repercusión del tabaquismo pasivo paterno y materno sobre la salud infantil.

En este sentido, la doctora Alonso recuerda que el tabaquismo en la madre durante el embarazo triplica el riesgo del bebé de morir de muerte súbita y, después del nacimiento y durante la infancia aumenta un 70 por ciento el riesgo de infecciones respiratorias de repetición.

La neumóloga infantil dice que “es de general conocimiento que la exposición pasiva al humo del tabaco durante la infancia tiene importantes repercusiones negativas, tanto si la exposición es intraútero -por el hecho de que la madre sea fumadora, activa o pasiva-, como en el día a día posterior al nacimiento”.

Según explica la doctora, los bebés además de triplicar las posibilidades de morir de muerte súbita, también aumenta el riesgo de padecer bronquitis durante los primeros meses de vida en comparación con los niños cuyas madres no han fumado durante el embarazo.

Estudios recientes asocian las dermatitis atópicas y las alergias alimenticias a la presencia del tabaco en los menores. Además, el humo del tabaco en los menores asmáticos hace que los niños tengan valores espirométricos descendidos con respecto a otros niños no expuestos.

Por todos estos motivos, los grupos antitabaco se centran en la labor preventiva de no solo los adultos sino también de los menores que están rodeados de fumadores.

“Las medidas más importantes y efectivas de actuación preventiva son los programas de información y asesoramiento que llevan a cabo de forma conjunta el pediatra y la enfermera de pediatría, que unidos a programas antitabaco del adulto, consiguen reducir significativamente la inhalación del humo del tabaco en la infancia y, por tanto, mejorar la calidad de vida actual y posterior de nuestros niños”, añade la neumóloga infantil Alonso.

Fuente: médicos y pacientes

__________________________________________________________

Contacto email: promociondelasalud.sepis@gmail.com

Antes de enviar una respuesta lea nuestro aviso legal.

Triplicar los impuestos sobre el tabaco podría reducir 200 millones de muertes causadas por el tabaquismo.

Para hacer frente a la reducción del 30 por ciento del tabaquismo, recomendada por la Organización Mundial de la Salud (OMS) para 2025, los expertos recomiendan a los países triplicar los impuestos al tabaco, ya que según un artículo publicado en “Canadian Medical Association Journal”, con esta reducción se ahorraría un estimado de 200 millones de vidas a finales del siglo XXI a causa del tabaquismo.

Aunque los esfuerzos globales por reducir el consumo de tabaco han tenido cierto éxito, se debe hacer más para reducir el número de muertes por tabaquismo, según un artículo publicado en “Canadian Medical Association Journal”. En concreto, los autores apuestan por triplicar los impuestos sobre el tabaco para reducir el tabaquismo según las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Más de 170 países han firmado el Convenio Marco de la Organización Mundial de la Salud sobre el acuerdo de Control del Tabaco desde su aprobación en 2005, pero las tasas de tabaquismo siguen siendo altas en muchos países de bajos y medianos ingresos en comparación con Canadá y otros países de altos ingresos en los que los esfuerzos por frenar el tabaquismo han tenido más éxito.

Los fumadores habituales tienen un riesgo tres veces mayor de morir por el tabaco que los no fumadores, pero dejar el hábito de consumo de cigarrillos a los 40 años reduciría sustancialmente el riesgo. Para hacer frente a la reducción del 30 por ciento en el tabaquismo recomendada por la OMS para 2025, los países tienen que triplicar los impuestos al tabaco. Si se logra esta reducción, se ahorraría un estimado de 200 millones de vidas a finales del siglo XXI, según estos expertos.

“La única manera plausible de reducir el tabaquismo en esta medida sería triplicar los impuestos especiales del tabaco en la mayoría de países de bajos y medianos ingresos”, escribe el doctor Prabhat Jha, del Centro de Investigación en Salud Global del Hospital St. Michael y la Escuela de Salud Pública Dalla Lana de la Universidad de Toronto, en Ontario, Canadá, con el coautor George Alleyne, de la Organización de Salud Panamericana, en Washington, Estados Unidos.

“Las estimaciones sugieren que triplicando los impuestos especiales se duplicaría el precio al por menor de productos de tabaco y se reduciría el consumo en un 40 por ciento en estas naciones”, añade este investigador.

Las ventas globales anuales de tabaco han aumentado en los últimos 25 años, pasando de cinco millones de cigarrillos a seis billones, según estimaciones de la OMS. Una tonelada de tabaco produce 1 millón de cigarrillos y provoca una muerte. Los beneficios globales de la industria tabacalera son iguales a alrededor de 10.000 dólares por muerte.

Los esfuerzos mundiales por reducir el tabaquismo deben contrarrestar las tácticas y los grandes presupuestos de las empresas tabacaleras que les permiten utilizar la presión y el marketing para asegurar que los cigarrillos son asequibles.

“El Convenio Marco para el Control del Tabaco es un gran logro en la salud mundial. Ahora, es el momento de tomar medidas más enérgicas para poner en práctica sus importantes disposiciones. Si lo hacemos, podríamos esperar conseguir un número sin precedentes de vidas salvadas en las próximas décadas del siglo XXI”, concluyen los autores.

Fuente: médicos y pacientes

__________________________________________________________

Contacto email: promociondelasalud.sepis@gmail.com

Antes de enviar una respuesta lea nuestro aviso legal.

Gates y Bloomberg, contra la industria del tabaco.

Son dos de las personas más poderosas del planeta y, por tanto, dos grandes actores del cambio a través de sus extensas redes de contactos y su inmensa influencia. El cofundador de Microsoft, Bill Gates, y el ex alcalde de Nueva York Michael Bloomberg, otra de las grandes fortunas del mundo,  han decidido plantar cara a la industria del tabaco por sus malas prácticas en los países en vías de desarrollo.

FUMAR PUEDED MATAR

“Los países con recursos limitados no deberían ser intimidados para que hagan malas políticas sanitarias”. En estos términos se expresaron tras anunciar la creación del Anti-Tobacco Trade Litigation Fund.

El objetivo de este fondo, que nace con una inversión inicial de cuatro millones de dólares (unos 3,7 millones de euros) -y que se prevé que crezca a medida que más donantes se vayan sumando a la causa-, es contrarrestar lo que los expertos en salud consideran que ha sido una estrategia de las compañías de tabaco para bloquear, a través de medidas legales, las leyes anti tabaco en los países de bajos y medios ingresos.

Uruguay, por ejemplo, ha pasado los últimos cinco años litigando con una compañía por la inclusión de advertencias sanitarias en las cajetillas de tabaco. Mientras tanto, países como Namibia, Gabon, Togo o Ugandahan recibido avisos de grupos anti tabaco que denuncian que sus leyes chocan con los tratados internacionales.

Fuente: ethic

__________________________________________________________

Contacto email: promociondelasalud.sepis@gmail.com

Antes de enviar una respuesta lea nuestro aviso legal.

Un buen propósito para estas vacaciones: dejar de fumar.

Si ha decidido dejar de fumar para limpiar sus pulmones, desintoxicar su organismo y cuidar su corazón, debe ser consciente y disfrutar de los beneficios que obtendrá sobre su salud:

Pasados 20 minutos: usted recupera su presión sanguínea y su pulso cardíaco normales. Empieza a mejorar la circulación de la sangre en sus piernas.

A las 8 horas de abstinencia: sus niveles de oxígeno en sangre se normalizan. Desde ese mismo instante empieza a disminuir su riesgo de sufrir un ataque cardíaco. Si tenía alguna enfermedad relacionada con el consumo de tabaco, aumentan desde ahora mismo sus posibilidades de recuperación.

En un par de días: ya ha eliminado la nicotina de su organismo. Recupera algunas capacidades de percepción atrofiadas hasta ahora, notando mejoras inmediatas de los sentidos del gusto y del olfato.

Al tercer día: comprueba que puede respirar mejor, debido a la relajación de los circuitos bronquiales. Por ello, se siente mejor y con más energía.

Al cabo de 3 semanas: disminuye o desaparece la tos. Los pulmones trabajan mejor y también su circulación sanguínea ha mejorado sensiblemente.

Al cabo de 2 meses: tiene más energía y agilidad. Experimenta la satisfacción de haber recuperado la dirección de una parte de su vida que hasta ahora dependía del tabaco.

A los 3 meses: sus pulmones funcionan ya del todo normalmente.

Después de 1 año: su riesgo de muerte repentina por ataque al corazón se ha reducido a la mitad.

En 10 años: su riesgo de sufrir un ataque al corazón o un infarto de miocardio se ha equiparado al de las personas que nunca han fumado. Su riesgo de padecer un cáncer de pulmón ha disminuido a la mitad.

Y recuerde: Si de verdad quiere dejar de fumar, pida ayuda.CNPT

Fuente: Comité Nacional para la Prevención del Tabaquismo

___________________________________________________________

Información revisada por el Consejo de Redacción de SEPIS-2010.

Contacto email: promociondelasalud.sepis@gmail.com

Antes de enviar una respuesta lea nuestro aviso legal.

La nueva normativa aprobada por el Consejo de Europa obliga a que los cigarrillos electrónicos lleven advertencias sanitarias.

El Consejo europeo aprobó el pasado viernes la “Directiva del Parlamento Europeo y del Consejo relativa a la aproximación de las disposiciones legales, reglamentarias y administrativas de los Estados miembros en materia de fabricación, presentación y venta de los productos del tabaco. La normativa contiene también una serie de indicaciones sobre los cigarrillos electrónicos que deberán llevar también advertencias sanitarias

Madrid, 17 de marzo 2014 (medicosypacientes.com)

El Consejo europeo aprobó el pasado viernes la “Directiva del Parlamento Europeo y del Consejo relativa a la aproximación de las disposiciones legales, reglamentarias y administrativas de los Estados miembros en materia de fabricación, presentación y venta de los productos del tabaco y los relacionados con el mismo” (Directiva de productos del tabaco). El nuevo texto será publicado para luego ser traspuesto a las normativas nacionales. Todos los países tendrán un periodo de dos años para realizar esta trasposición. En España se materializará en un Real Decreto, según ha informado el Ministerio de Sanidad, en nota de prensa, en la que explica las principales características de la nueva normativa europea.

Así, las advertencias sanitarias contendrán textos en los laterales ocupando una superficie del 50% y advertencias combinadas (textos e imágenes) en las caras anterior y posterior con una superficie del 65% para los cigarrillos y bolsas de picaduras. La marca debe aparecer en la parte inferior del paquete, y los paquetes de menos de 20 cigarrillos y bolsas de tamaño pequeño de picadura quedarán prohibidos.

Las leyendas de texto ocuparán el 30% de la superficie de la cara más visible para otros productos con combustión que son los que el tabaco se quema (cigarrillo, cigarros, picadura de liar y de pipa y tabaco de pipa de agua) y productos sin combustión que son los que el producto se consume sin ser fumado (tabacos de uso oral, de mascar y de esnifar o rapé)

La nueva directiva prohíbe la comercialización de los productos del tabaco con aromas característicos, vitaminas, cafeína, taurina y otros aditivos asociados con energía y vitalidad, colorantes, aditivos que faciliten la ingesta o la inhalación de nicotina, y aditivos que tengan propiedades tóxicas, carcinogenéticas o mutagénicas.

Se mantienen los niveles máximos de emisión  de alquitrán en 10 miligramos por cigarrillo, de  nicotina en 1 miligramo por cigarrillo y de monóxido de carbono en 10 miligramos por cigarrillo, así como las referencias a los métodos analíticos.

Los fabricantes e importadores de productos del tabaco deberán presentar la lista de ingredientes, que elaborará cada fabricante por marcas y tipos individuales, incluyendo todos los ingredientes, los niveles de emisiones y cuando esté disponible, la información sobre otras emisiones y sus niveles.

La Comisión adoptará y actualizará la lista prioritaria de aditivos. Además, trabajará en la elaboración de una lista específica de saborizantes.

Asimismo, los Estados miembros podrán prohibir las ventas a distancia transfronterizas de productos del tabaco a los consumidores. Asimismo, los que no prohíban dichas ventas exigirán a los establecimientos minoristas que tengan intención de realizar este tipo de ventas a consumidores de la Unión, que se registren ante las autoridades competentes del país en el que está situado el establecimiento minorista y en el estado miembro de residencia del cliente potencial. Se trata de una medida propuesta por el Gobierno de España.

Siguiendo las líneas del Protocolo para la eliminación del Comercio Ilícito, se identifican todas las unidades y se garantiza la trazabilidad del producto en toda la cadena de suministro, con un dispositivo de seguridad que asegure la autenticidad del producto para continuar con la lucha contra el comercio ilícito de productos del tabaco y proteger los ingresos fiscales de los Estados miembros y los negocios legítimos, determinados por el estado de la tecnología.

Cigarrillos electrónicos

En relación a este polémico producto, desde el Ministerio de Sanidad se han destacado una serie de puntos sobre lo que establece la directiva europea:

-Se permitirá que los líquidos contengan como máximo 20 mg/ml de nicotina, los cartuchos individuales podrán ser como máximo de 2 ml.

-Los cartuchos recargables se permitirán pero en caso de notificación de riesgo para la salud justificada en al menos tres Estados miembros, la Comisión podría prohibir el producto en el resto, además la Comisión tendrá que informar de su riesgo potencial para la salud en los dos años sucesivos a la entrada en vigor de la Directiva.

-Los cigarrillos electrónicos tendrán que llevar advertencias sanitarias y seguridad a prueba de niños. En España ya se aplica esta medida en virtud de la Ley Antitabaco, que prohíbe la venta y distribución a menores de productos similares al tabaco.

-Se prohíbe la publicidad y promoción de estos productos del mismo modo que para los productos de tabaco.

-Los Estados miembros podrían autorizar los cigarrillos electrónicos como medicamentos en caso de que estos se ajusten a la legislación correspondiente.

España ha emprendido, en el marco de sus competencias, una regulación relativa al consumo de los cigarrillos electrónicos antes de la normativa europea. La propuesta del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad ha alcanzado un amplio consenso tanto entre las CC AA, con las que se acordó en el Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud del pasado mes de diciembre, como en el Parlamento, donde está a punto de plasmarse en el marco de la Ley de Derechos de los Consumidores.

De este modo, se ha acordado una postura común para limitar el consumo de cigarrillos electrónicos hasta que no se conozcan los efectos para la salud, priorizando la protección a los menores, para los que ya se encuentra prohibida la publicidad y el consumo.

Con esta propuesta quedaría prohibido su consumo en centros educativos y zonas infantiles, centros sanitarios, centros de las Administraciones Públicas, servicios de atención al ciudadano y transporte público. El objetivo es proteger la salud de los ciudadanos y evitar posibles efectos perjudiciales, habida cuenta de que, en la actualidad, y según ha manifestado la Organización Mundial de la Salud, no se pueden excluir los riesgos para la salud de la exposición al vapor de estos productos.

Fuente: Médicos y Pacientes

_______________________________________________________________

Información revisada por el Consejo de Redacción de SEPIS-2010.

Contacto email: promociondelasalud.sepis@gmail.com

Antes de enviar una respuesta lea nuestro aviso legal.

Neumonía producida por cigarrillo electrónico.

Diagnostican en Galicia la primera neumonía por cigarrillo electrónico en España.

El Complejo Hospitalario Universitario de A Coruña (CHUAC) ha diagnosticado y tratado el primer caso en España, el segundo documentado en el mundo, de neumonía lipoidea asociada al cigarrillo electrónico.

La jefa de la Unidad de Broncología del hospital coruñés, Carmen Montero, ha explicado en declaraciones a Efe los detalles sobre el caso de un fumador cuya vida ha estado comprometida en los últimos días.

Este paciente, de unos 50 años, era un “fumador importante” que, “cuando ingresó en el hospital, ya fumaba cigarrillos electrónicos” y aumentó su consumo mientras estaba en su habitación hasta las cinco cargas diarias, equivalente a cinco cajetillas.

Allí se aprovechaba del vacío legal que impide el consumo del tabaco tradicional en lugares públicos cerrados, pero que de momento no regula los cigarrillos electrónicos.

Aunque no estaba en el hospital por motivos neumológicos, pronto empezó con “tos, fatiga y disnea”, por lo que se le realizaron una radiografía, un TAC y una broncoscopia, en los que se detectaron infiltrados pulmonares.

Los resultados concluyeron que padecía una neumonía lipoidea por cigarrillo electrónico, el primer caso documentado en España y el segundo a nivel mundial, tras uno que se publicó en la revista Chest.

La causa de la neumonía era la presencia de glicerina vegetal entre los componentes de las cargas de los cigarrillos electrónicos, que es imprescindible para poder vaporizar la nicotina líquida que llega a los pulmones de los consumidores sin combustión previa.

Esta glicerina, que es un lípido, se fue acumulando en los pulmones del paciente hasta que su vida corrió peligro, aunque tras la prohibición del consumo de cigarrillos electrónicos “evoluciona bien”, ha agregado la doctora Montero.

No todos los cigarrillos electrónicos llevan nicotina, una sustancia muy adictiva, pero sí que contienen otros elementos como el propilenglicol -irritante en las vías respiratorias y causante de asma en niños-, la glicerina vegetal, las nitrosaminas -cancerígenas-, el dietilenglicol -presente en anticongelantes-, los denominados sabores y otros metales pesados.

Neumólogos: el caso de neumonía por cigarrillo electrónico no será el último

El director de investigación en tabaquismo de la Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica (SEPAR), Carlos Jiménez, ha dicho hoy tras conocer este caso que, si se mantiene el consumo de cigarrillos electrónicos, “en poco tiempo se podrán diagnosticar más casos de neumonía lipoidea” debido al componente de la glicerina.

“Estamos asistiendo a la aparición de una enfermedad asociada al consumo de e-cigarrillos” que puede llegar a “ser muy grave o incluso mortal” si afecta a una persona con insuficiencia respiratoria de base, ha advertido el investigador.

Tal y como ha explicado, la neumonía lipoidea se genera porque la glicerina, presente en estos dispositivos, obstruye las zonas pulmonares donde se produce la respiración y “evita que se produzca un adecuado intercambio gaseoso”, lo que hace que la sangre no se oxigene de forma adecuada.

Aunque esta enfermedad se suele curar con medicamentos, es un “problema de salud importante” que debe poner en guardia a toda la población para que conozca los riesgos de este tipo de cigarrillos, ha señalado el doctor.

Desde SEPAR, Jiménez ha asegurado que “hay muchas dudas” en torno a la seguridad: “Ya decíamos que podían introducir neumonía lipoidea, y desgraciadamente así ha sido”.

Escepticismo de los fabricantes de cigarrillo electrónico

La Asociación Nacional Española de Vapeadores (ANEV), que agrupa a un total de once fabricantes de cigarrillos electrónicos, se ha mostrado hoy “muy escéptica” ante la posible relación entre el uso del cigarrillo electrónico y el caso de neumonía lipoidea detectado en Galicia, ha informado en una nota.

El presidente de ANEV, Pedro Cátedra, ha recordado que en países como Estados Unidos o Italia se utilizan estos cigarrillos desde hace más de una década y que durante ese tiempo más de 60 millones de personas lo han empleado.

La ANEV admite que un uso excesivo de estos cigarrillos “puede generar problemas, igual que puede ocurrir con el exceso de azúcar o sal”, pero recuerda que “está absolutamente demostrado que los cigarrillos electrónicos y los líquidos para su recarga son una alternativa sensiblemente menos tóxica que el tabaco tradicional”.

En esta línea, apunta que el paciente detectado en A Coruña ha admitido ser fumador de tabaco tradicional y haber consumido cuatro cartuchos de nicotina diarios, equivalentes “a 80 cigarrillos” tradicionales: “Un uso totalmente inadecuado y desproporcionado del producto”, añade Cátedra.

Médicos piden al Senado prohibir el cigarrillo electrónico en la hostelería

La Organización Médica Colegial (OMC) y el Comité Nacional para la Prevención del Tabaquismo (CNPT) han mandado hoy a la Comisión de Sanidad del Senado un manifiesto para que se aplique al cigarrillo electrónico la misma regulación fijada para el tabaco convencional, y se prohíba así su consumo en la hostelería.

En su escrito, al que se han adherido 37 sociedades científicas y asociaciones ciudadanas y de consumidores, entre ellas la Asociación Española contra el Cáncer (Aecc), los expertos quieren que el proyecto de modificación de la Ley General para la Defensa de los Consumidores regule los espacios de utilización, la promoción y publicidad y la fiscalidad de los cigarrillos electrónicos.

La petición de estas sociedades coincide con una de las enmiendas a esta ley que hoy va a registrar el PSOE en el Senado y que, según ha adelantado en rueda de prensa la senadora Encarna Llinares, responde a que en salud hay que seguir el principio de “precaución”.

La Asociación Nacional del Cigarrillo Electrónico (ANCE) critica al PSOE al considerar que con pone en riesgo “la viabilidad de uno de los pocos sectores que genera empleo en España” y “entrega en bandeja el sector a las grandes tabacaleras”. EFE

Fuente: EFE SALUD

___________________________________________________________________

Información revisada por el Consejo de Redacción de SEPIS-2010.

Contacto emailpromociondelasalud.sepis@gmail.com

Antes de enviar una respuesta lea nuestro aviso legal.

Recomendaciones sobre los cigarrillos electrónicos.

El uso de los cigarrillos electrónicos se ha incrementado en los últimos años, especialmente debido a la creencia de que son inocuos o bien a que son una herramienta útil para dejar de fumar. Esta información es controvertida, por no decir que es falsa.

Por ello, y una vez analizada la información disponible por un grupo de expertos en tabaquismo, la Dirección General de Salud Pública de la Consejería de Sanidad y Política Social ha establecido unas recomendaciones, dirigidas a la población general, sobre el uso de los cigarrillos electrónicos; Las recomendaciones son las siguientes:

1. Se recomienda a toda la población, muy especialmente a menores y adolescentes, no usar los cigarrillos electrónicos.

¿Por qué?: El cigarrillo electrónico es un dispositivo que contiene sustancias que al ser inhaladas de forma reiterada son nocivas para la salud, entre ellas la nicotina o el propilenglicol. Los datos de los que disponemos actualmente sobre los cigarrillos electrónicos nos muestran que tienen efectos perjudiciales para la salud, especialmente a nivel respiratorio y, si llevan nicotina, también a nivel circulatorio.

2. Se recomienda no usar los cigarrillos electrónicos, con o sin nicotina, en ningún espacio de uso público.

¿Por qué?: El vapor que se elimina al consumir cigarrillos electrónicos contiene componentes químicos que provienen de las sustancias incluidas en los cartuchos recargables. No se trata de simple vapor de agua. Los análisis realizados de estas sustancias muestran que algunas son tóxicas. Por ello se recomienda no usar los cigarrillos electrónicos y evitar la exposición a su vapor especialmente en el caso de menores, embarazadas y personas con problemas cardiacos.

3.      No se recomienda el uso de cigarrillos electrónicos para dejar de fumar.

¿Por qué?: A día de hoy, los cigarrillos electrónicos no han mostrado que sean un método válido para dejar de fumar y por eso no han sido aprobados por la Agencia Española del Medicamento. Existen métodos que si han demostrado ser eficaces para dejar de fumar y que están autorizados para su uso. Consulte a los profesionales sanitarios. Por otra parte sabemos que mantiene el gesto de fumar y por tanto dificulta el abandono de esta conducta.

Los cigarrillos electrónicos son mecanismos que sirven para inhalar vapores y eliminar un humo similar al del tabaco. Consiste en un dispositivo eléctrico, con una batería y un atomizador para calentar el aire, y un depósito o cartucho que contiene los ingredientes, así como una boquilla para inhalar.

Los ingredientes que contienen los cigarrillos electrónicos son muy variados, siendo el principal de ellos, en la mayoría de los casos, la nicotina. Para producir el efecto de vaporización y eliminación del humo contienen otros elementos y compuestos químicos, como el propilenglicol. Además se les añaden saborizantes de todo tipo: chocolate, frutas variadas, saborizantes específicos de marcas de tabaco, etc. Muchas estas sustancias están aprobadas para el uso humano, aunque por otras vías diferentes a la inhalatoria. Además todavía se desconoce su seguridad de uso tras calentarlas y al combinarlas.

Un importante tema a tener en cuenta son las sustancias químicas que se desprenden tras calentar todos estos ingredientes y que pasan a formar parte del vapor que se emite. Entre estas sustancias se han detectado, además de nicotina y propilenglicol,  otras similares a las existentes en el humo de tabaco, como nitrosaminas, formaldehido, acetaldehído, benzo(a)pireno, partículas PM2.5 y partículas metálicas (sodio, hierro, aluminio, cobre, magnesio, plomo, cromo, manganeso, potasio, zinc y níquel). Algunos de estos compuestos son cancerígenos.

La presencia de estas sustancias en el vapor del cigarrillo electrónico implica la contaminación de los espacios interiores, especialmente si hay varias personas usándolos, lo que se conoce como “vapeando”.

Diversos estudios han mostrado que el consumo de cigarrillos electrónicos puede tener efectos perjudiciales para la salud a corto plazo. Estos efectos son debidos a algunos de sus componentes:

  • Por un lado la nicotina, por si sola es un tóxico y una droga muy adictiva. El uso de cigarrillos electrónicos con nicotina conlleva los riesgos propios para la salud de esta sustancia: problemas en el sistema nervioso central, sistema endocrino, músculo-esquelético, sistema respiratorio, aparato gastrointestinal, efectos metabólicos o cardio-circulatorios, por ejemplo elevación de la tensión arterial, lesiones vasculares o el infarto.
  • Por otra parte, hay datos de que el propilenglicol a corto plazo irrita los ojos, la garganta y la vía respiratoria, no conociéndose todavía todos sus efectos a largo plazo, aunque se sabe que en niños expuestos aumenta el riesgo de asma.
  • La glicerina es una sustancia que se puede usar por vía oral, pero parece estar relacionada con neumonías graves al utilizarla por vía inhalatoria.

Así mismo, las investigaciones que hasta ahora se han realizado sobre la eficacia de los cigarrillos electrónicos para dejar de fumar no aportan suficiente evidencia. No hay estudios sobre la seguridad y toxicidad de estos productos. Tampoco han sido aprobados por ninguna agencia de medicamentos.

Otra cuestión importante a tener en cuenta desde el punto de vista de la salud pública y la prevención del tabaquismo, es la relación que existe con el consumo de tabaco. Los datos que tenemos nos hacen pensar que se puede convertir en una nueva puerta de entrada al uso de drogas (nicotina, cannabis….).

La juventud está muy influenciada por la publicidad y por las modas. El cigarrillo electrónico está empezando a usarse en este colectivo bajo la falsa premisa de “salubridad”. Esto puede hacer que disminuya la percepción del riesgo y que se inicien en el consumo habitual de cigarrillos electrónicos, arrastrados también por la presión del grupo por querer usar las últimas nuevas tecnologías.  De esta manera, estaremos facilitando una nueva adicción hacia la nicotina, que de por sí sola ya es suficientemente tóxica.

Todas estas cuestiones nos hacen concluir que los cigarrillos no son inocuos, por tanto no son sanos y, al no conocer el alcance a largo plazo de su uso, no debemos recomendarlo. Tampoco se han de utilizar como método para dejar de fumar hasta que no se apruebe su uso, una vez demostrada su eficacia, seguridad y se hayan establecido las indicaciones y posología, tal y como recomienda la Organización Mundial de la Salud:

“Hasta que los sistemas de liberación de nicotina se consideren seguros y eficaces, y de calidad aceptable por un organismo regulador nacional competente, los consumidores deben ser advertidos fuertemente de no utilizar cualquiera de estos productos, incluyendo los cigarrillos electrónicos”

Para saber más:

Entrada realizada por Adelaida Lozano Polo, enfermera, técnica de Salud Pública del Servicio de Promoción y Educación para la Salud de la Consejería de Sanidad y Política Social.

Fuente: MurciaSalud

__________________________________________________________

Información revisada por el Consejo de Redacción de SEPIS-2010.

Contacto email: promociondelasalud.sepis@gmail.com

Antes de enviar una respuesta lea nuestro aviso legal.

Fumar delante de los niños causa un daño irreversible a sus arterias.

Por: E. ORTEGA / MADRID 05/03/2014

Los padres que fuman delante de sus hijos deberían tener en cuenta los nocivos efectos que ello conlleva.

Un estudio sugiere un efecto directo de la exposición al humo del tabaco durante la infancia en sus estructura y función vascular.

Si fuma delante de sus hijos ya puede dejarlo, y no solo para mejorar su salud. El humo del tabaco provoca daños irreversibles en la estructura de las arterias de los niños. Según un estudio publicado en «European Heart Journal», el engrosamiento de las paredes de las arterias de los niños causado por la exposición al humo significa que estos niños pueden tener un mayor riesgo de enfermedad cardio y cerebrovascular cuando sean mayores. Los investigadores de Tasmania, Australia y Finlandia destacan que en el caso en el que ambos progenitores fumen se añade un extra de 3,3 años a la edad de los vasos sanguíneos cuando los niños sean adultos.

Iniciado en Finlandia en 1980, el estudio reúne los datos del Cardiovascular Risk in Young Finns Study, realizado en 2.401 personas, y del Childhood Determinants of Adult Health study, que desde 1985 ha seguido a 1.375 personas. El trabajo es el primero que ha controlado a los niños hasta la edad adulta con el fin de examinar la asociación entre la exposición al tabaquismo de los padres y el aumento del grosor íntima-media-medida del espesor de las dos capas más internas de la pared arterial- en la edad adulta.

Los niños, al iniciarse el trabajo, tenían entre tres y 18 años. Los investigadores hicieron preguntas acerca del consumo de tabaco de sus padres y emplearon técnicas de ultrasonido para medir el grosor de las paredes arteriales de los niños una vez que habían llegado a la edad adulta.

Efectos negativos

Y los resultados mostraron los negativos efectos del tabaco. Así, observaron que la íntima-media carotídea en la edad adulta era 0,015 mm más gruesa en las personas expuestas a dos padres fumadores que en aquellos cuyos padres no fumaban.

«Nuestro estudio muestra que la exposición al humo pasivo durante la infancia provoca un daño directo e irreversible a la estructura de las arterias. Los padres, o incluso quienes estén pensando en convertirse en padres, deben dejar de fumar. No sólo es beneficioso para ellos, sino que también protegerán la salud de sus hijos en el futuro», advierte Seana Gall, del Instituto de Investigación Menzies, en Tasmania, y autor del trabajo.

A pesar de que las diferencias en el grosor de la arteria pueden parecer pequeñas -de 0.637 mm a 0.652 mm-, Gall señala que es importante tener en cuenta que representan el efecto independiente de una «única medida de la exposición». Por ejemplo, afirma, los niños que tienen dos padres fumadores tenían más probabilidades, de adultos, de ser fumadores o de tener sobrepeso que aquellos cuyos padres no fumaban.

Los investigadores han tenido en cuenta algunos factores que podía tergiversas sus resultados, como la educación, el consumo de tabaco infantil, la actividad física, el índice de masa corporal, el consumo de alcohol y factores de riesgo cardiovascular biológicos como la tensión arterial y niveles de colesterol en la edad adulta.

Un dato curioso del trabajo es que el efecto sobre las arterias no se apreciaba si únicamente fumaba uno de los padres. «Creemos que el efecto es visible cuando ambos fumaban debido a la dosis total de humo estos a la que los niños fueron expuestos», indica Gall.

El equipo de Gall había demostrado previamente que la exposición al tabaco pasivo en la infancia reduce la capacidad de la arteria principal del brazo para dilatarse en respuesta al flujo de sangre en la edad adulta. Este nuevo estudio se suma a la evidencia sobre los peligros del tabaquismo pasivo para los niños.

Fuente: ABC SALUD

_____________________________________________________________

Información revisada por el Consejo de Redacción de SEPIS-2010.

Contacto email:  promociondelasalud.sepis@gmail.com

Antes de enviar una respuesta lea nuestro aviso legal.